Blog

Cómo controlar los esfuerzos de los más pequeños.

By 19 febrero, 2015 No Comments

A veces olvidamos que los niños son solo niños y no están preparados físicamente para ciertas situaciones o esfuerzos. Ellos no son conscientes de hasta dónde pueden llegar o qué puede ser perjudicial para ellos, por eso debemos marcar nosotros un límite.

 Se encuentran en pleno proceso de crecimiento y desarrollo, por lo que hay que dedicar una especial atención a aquello que pueda influir negativamente en esta etapa de desarrollo y controlarlo. Te presentamos tres situaciones que te resultaran familiares y te enseñamos como resolver cada una:

– Controla el peso de la mochila: uno de los principales esfuerzos a los que se exponen los niños es al peso de la mochila escolar. Hay unanimidad en que esta sobrecarga puede ocasionar dolores de espalda y algunos especialistas afirman que también puede producir otros trastornos más serios. Para evitar consecuencias negativas se recomienda a los niños cargar la mochila en la zona lumbar, repartiendo el peso simétricamente en los hombros, y tan cerca del cuerpo como sea posible.

En cuanto a los padres, pueden ayudar escogiendo el tamaño adecuado de la mochila para la edad del niño y mejor con tirantes anchos y acolchados. También es recomendable revisar el contenido de la mochila para comprobar que lleven solo lo necesario y enseñar a los pequeños a organizarla, es importante repartir la carga y usar todos los compartimentos.

– Deporte con moderación: es importante que los niños se mantengan activos a lo largo de la semana con alguna actividad extraescolar, y las deportivas siempre son una buena elección. Pero hay que evitar cargar la semana únicamente con actividades que requieran un esfuerzo físico, por eso es recomendable variar las actividades deportivas con otras más tranquilas.

Una semana idónea sería por ejemplo baloncesto (miércoles y viernes) y academia de inglés (martes y jueves) y rematar la tarde con una merienda nutritiva para reponer fuerzas, con un zumo natural y unas deliciosas artesanas velarte .

– Dormir lo necesario: dormir es un factor básico en la salud de las personas, y más aún en los niños. Sorprendentemente muchos de los menores de edad, no duerme lo suficiente y se despierta cada mañana con sensación de cansancio lo que influye en su rendimiento escolar. Los niños deben dormir las horas necesarias para despertarse frescos, alegres y descansados. Por ello, marcar un horario es fundamental para establecer una rutina de sueño adecuada.

Es importante saber que dormimos toda nuestra vida en función de cómo aprendimos a hacerlo de pequeños. Por eso es necesario hacer hincapié en los comienzos para asegurar un futuro mejor.

Para terminar es importante saber que se ha demostrado que los niños presentan una mayor predisposición a adoptar hábitos saludables si tienen el ejemplo de sus padres y de otros miembros de la familia. Así que ya sabéis, ¡os animamos a dar ejemplo!